26.5.13

Fast & Furious 6 (A todo gas 6)

Título original: Fast & furious 6. 
Dirección: Justin Lin. 
País: USA. 
Año: 2013. 
Duración: 130 min. 
Género: Acción. 
Interpretación: Vin Diesel (Dominic Toretto), Paul Walker (Brian O’Conner), Dwayne Johnson (Luke Hobbs), Luke Evans (Owen Shaw), Michelle Rodriguez (Letty), Jordana Brewster (Mia), Elsa Pataky (Elena), Sung Kang (Han Lue), Tyrese Gibson (Roman), Gal Gadot (Gisele), Ludacris (Tej Parker), Gina Carano (Riley). 
Guion: Chris Morgan; basado en los personajes creados por Gary Scott Thompson. 
Producción: Vin Diesel, Neal H. Moritz y Clayton Townsend. 
Música: Lucas Vidal. 
Fotografía: Stephen F. Windon. 
Vestuario: Sanja Milkovic Hays.
Distribuidora: Universal Pictures International Spain
Estreno en España: 24 Mayo 2013. 
No recomendada para menores de 16 años.

Sinopsis: Desde que Dom y Brian destruyeron el imperio de un mafioso y se hicieron con cien millones de dólares, se encuentran en paradero desconocido; no pueden regresar a casa porque la ley los persigue. Entretanto, Hobbs ha seguido la pista por una docena de países a una banda de letales conductores mercenarios, cuyo cerebro cuenta con la inestimable ayuda de la sexy Letty, un viejo amor de Dom que éste daba por muerta. La única forma de detenerlos es enfrentarse a ellos en las calles, así que Hobbs le pide a Dom que reúna a su equipo en Londres. ¿Qué obtendrán a cambio? Un indulto para que todos puedan volver a casa con sus familias


Crítica:

Esta película se puede resumir en: alucinantes escenas de carreras, tiros, peleas bien coreografiadas, explosiones y esas geniales dosis cómicas que te sacan más de una sonrisa durante los 130 minutos que dura el film.
Dejen que sus neuronas se apaguen al sonido de los motores, no busquen lógica, no busquen material de calidad, porque Fast and Furious 6 carece de ello al igual que todas las entregas de la saga. Simplemente limítense a disfrutar como si de una excursión al parque de atracciones se tratará. Poco importa las pegas que se le puedan poner a la película, que son muchas, no busca ser un gran producto, simplemente una de las películas más entretenidas de este verano, y desde luego lo han conseguido. 
¿Lo oyen? Es el sonido de la séptima entrega que ya nos acecha, y tras la sorpresita post-crésitos que la película nos deja al final, sólo puedo decir, que quiero más adrenalina.

25.5.13

El Gran Gatsby

Título original: The great Gatsby 
Dirección: Baz Luhrmann. 
Países: Australia y USA. 
Año: 2013. 
Duración: 143 min. 
Género: Drama, romance. 
Interpretación: Leonardo DiCaprio (Jay Gatsby), Tobey Maguire (Nick Carraway), Carey Mulligan (Daisy Buchanan), Joel Edgerton (Tom Buchanan), Isla Fisher (Myrtle Wilson), Jason Clarke (George Wilson), Elizabeth Debicki (Jordan Baker). 
Guion: Baz Luhrmann y Craig Pearce; basado en la novela homónima de F. Scott Fitzgerald. 
Producción: Baz Luhrmann, Catherine Martin, Douglas Wick, Lucy Fisher y Catherine Knapman. 
Música: Craig Armstrong. 
Fotografía: Simon Duggan. 
Montaje: Jason Ballantine, Matt Villa y Jonathan Redmond. 
Diseño de producción: Catherine Martin. 
Distribuidora: Warner Bros. Pictures International España. 
Estreno en España: 17 Mayo 2013.

Sinopsis: En la alta sociedad norteamericana, llama la atención la presencia de Gatsby, un hombre misterioso e inmensamente rico, al que todos consideran un advenedizo, lo que no impide que acudan a sus fastuosas fiestas. Gatsby vive obsesionado con la idea de recuperar al amor de su juventud.

Trailer:



Crítica:


El gran Gatsby nos cuenta la historia de un aspirante a escritor, Nick Carraway, que deja el medio oeste y llega a Nueva York en la primavera de 1922, una época de relajamiento moral, deslumbrante jazz, reyes del contrabando y en la que la bolsa sube como la espuma. Nick, que busca su propia versión del sueño americano, tiene como vecino a un misterioso millonario que da muchas fiestas, Jay Gatsby, y al otro lado de la bahía están su prima Daisy y el mujeriego marido de sangre azul de ésta, Tom Buchanan. Así es como Nick se verá inmerso en el mundo cautivador de los grandes millonarios, sus ilusiones, amores y engaños.
Con una gran ambientación y una gran elenco de actores, la película no dejará indiferente a nadie. A unos les encantará más la primera parte (más frenética, desenfadada, alegre) y a otros la segunda (pausada, seria y dramática). Lo que está claro es que El Gran Gatsby no te dejará indiferente. 
Esta historia nos recuerda que la riqueza y la fama son efímeras y los sueños, frágiles, pero también nos invita a fantasear y a perseguir la luz verde de esperanza al otro lado del lago. La vida de Jay Gatsby es el reflejo simbólico de las antítesis que reinan en nuestras propias vidas. La voluntad del personaje de revivir el pasado nubla su vista en el presente; el esplendor de la alta sociedad choca con la crudeza de la pobreza.
Pero la mayor lección que nos enseña esta película es que no podemos negarnos a nosotros mismos, y por esa razón tampoco debemos intentar convertir a los demás en algo que no son. Pretender cambiar lo inmutable solo nos traerá infelicidad y nos conducirá lenta e irremisiblemente hacia nuestra propia destrucción.

En resumen, El Gran Gatsby de Baz Luhrmann, y sobre todo de Leonardo DiCaprio (que sabe darle al personaje de Gatsby la garra y ese punto extravagante y misterioso a su personaje), se destapa como una obra trágica, casi operística, que disecciona y destruye el sueño del progreso en esta época nuestra, en la que los valores, vuelven a perderse escapando a nuestro control.

23.5.13

''El tiempo entre costuras'' - María Dueñas

   El tiempo entre costuras
María Dueñas
Editorial Temas de Hoy

La joven modista Sira Quiroga abandona Madrid en los meses convulsos previos al alzamiento arrastrada por el amor des­bocado hacia un hombre a quien apenas conoce. Juntos se instalan en Tánger, una ciudad mundana, exótica y vibrante en la que todo lo impensable puede hacerse realidad. Incluso la traición y el abandono de la persona en quien ha depositado toda su confianza. 
Una novela femenina que tiene todos los ingredientes del género: el crecimiento personal de una mujer, una historia de amor que recuerda a Casablanca… Nos acerca a la época colonial espa­ñola. Varios críticos literarios han destacado el hecho de que mientras en Francia o en Gran Bretaña existía una gran tradición de literatura colo­nial (Malraux, Foster, Kipling...), en España apenas se ha sacado prove­cho de la aventura africana. Un homenaje a los hombres y mujeres que vivieron allí.
El tiempo entre costuras es una aventura apasionante en la que los talleres de alta costura, el glamour de los grandes hoteles, las conspiraciones políticas y las oscuras misiones de los servicios secretos se funden con la lealtad hacia aquellos a quienes queremos y con el poder irrefrenable del amor.

La novela cuenta la vida de Sira Quiroga en el Madrid de Alfonso XIII allí vivía con su madre modista en el taller de Doña Manuela Godina el lugar donde se hacían las mejores prendas de todo Madrid para las señoras importantes de la época. Más tarde entraría en este taller para hacer recados y después aprender a coser. Sira llevaba una vida modesta sin grandes aspiraciones ni sobresaltos incluso estaba preparando su boda con su prometido Ignacio el que creía que era el hombre de su vida. Pero se enamora perdidamente de un caradura y se va con él a Tánger, dejando toda su vida y su familia atrás. Pero a partir del momento en que, por circunstancias superiores a ella, tiene que viajar a Tetuán, la trama toma un giro muy distinto. La joven modista consigue tras mucho esfuerzo montar una pequeña casa de costura en la ciudad. A ella, pronto comienzan a acudir las mujeres de los personajes más poderosos de la zona. La historia de Sira se entremezcla con la de una España en plena Guerra Civil y con tramas políticas entre pro-alemanes y pro-ingleses.

Una gran novela que atrapa desde las primeras páginas y nos mantiene en vilo hasta la última del libro. Una demostración de lo bien que ligan política, pasión e intriga cuando existe una hábil mano que entreteje todo ello con profesionalidad y frescura. Un retrato increíble de los tira y afloja que se producen entre los poderosos, las luchas de poder, el espionaje entre países, un mundo alucinante y vertiginoso que se que esta ligado con los hilos del mundo de la alta costura, un mundo lleno de glamour y elegancia y que aparentemente nada tiene que ver con las redes del poder.
Es especialmente interesante descubrir unos cuantos personajes históricos, que no son suficientemente conocidos y que sin embargo, como parece proponer la autora, pudieron tener una influencia significativa en los derroteros de la historia de aquellos días. Aparte de las aventuras de sus protagonistas, por sí solas interesantes, me gustó mucho el retrato del ambiente de aquellos años en la España de los años 30 y 40 del siglo pasado y particularmente el del protectorado del norte de África.
En definitiva, El tiempo entre costuras es una buena novela, que además de un contenido lleno de acción y suspense, describe un marco histórico que se ajusta a lo realmente sucedido, descubriéndonos personajes y aspectos históricos poco conocidos. Una buena historia de aventuras, intriga y espías que os recomiendo leer.